13ºC H 76%
Lunes 16.07.2018
11/01/2018

Actualidad

COMUNIDAD

Comenzó la obra del Hogar para Hermanos en la Sala Cuna

La institución alojará a grupos de hermanos que se encuentran bajo custodia del Estado.

El ex Instituto de Puericultura Alfredo Guzmán de Yerba Buena será revalorizado para albergar una nueva modalidad de cuidado y protección de menores en situación de vulnerabilidad. Allí funcionará el “Hogar para hermanos Alfredo Guzmán”, que evitará la separación de los niños en diferentes instituciones de minoridad.

Con esta obra – fue licitada en septiembre del año pasado y dio inicio hoy – la institución podrá nuclear a grupos de hermanos que se encuentran alojados en los distintos hogares que tiene la Provincia, con el objetivo de mantener lazos afectivos y garantizar los derechos de los niños.

Las tareas, que fueron supervisadas por el vicegobernador, a cargo del Poder Ejecutivo, Osvaldo Jaldo, consisten en la recuperación de los baños, pisos y techos de la antigua casona de avenida Aconquija 250. El proyecto integral prevé además la construcción de unidades independientes donde puedan vivir juntos los grupos de hermanitos.

El rol que cumplirá esta institución significará que los niños que por disposición judicial están en custodia del Gobierno Provincia, que por diferentes cuestiones tenemos que separarlos, podrán venir juntos a convivir aquí”, remarcó Jaldo.

Los niños pueden ingresar a un hogar desde sus primeros días de vida e ir pasando por las diferentes instituciones para el cuidado de la minoridad con los que cuenta el Gobierno, hasta su adopción o hasta cumplir la mayoría de edad. En ese trayecto, muchos hermanos, al pasar de un hogar a otro, son separados.

“Hacemos un esfuerzo grande para que los chicos no se desvinculen, una vez a la semana hacemos encuentros de hermanos, pero el tema es encontrarse y otra es convivir con gente que queremos mucho”, sostuvo el ministro de Desarrollo Social, Gabriel Yedlin.

La secretaria de Niñez, Adolescencia y Familia, Sandra Tirado, añadió: “Tenemos muchas medidas por las cuales tenemos que cuidar durante un tiempo a hermanitos, entonces la idea de este nuevo hogar es que los grupos puedan estar juntos”. Agregó que ese el objetivo central es “mantener ese lazo afectivo que hay entre hermanos hasta que se resuelva la situación que ha motivado que estén bajo el cuidado del Estado”.

Dentro del contexto de institucionalización de los menores, el Estado busca que los hermanos puedan convivir, estar juntos y mantener una forma de vida lo más convencional posible. “Los chicos van a la escuela, hacen deporte, van a clubes, tienen una vida dentro de lo que corresponde a su edad”, dijo Tirado.

La obra que consiste en la recuperación integral de la casa que data del año 1909, proyecto para el que intervino Patrimonio Histórico. El monto aproximado de los trabajos es de $12 millones 500 mil, según precisó el director de Arquitectura y Urbanismo, Alfredo Quinteros. Luego de las refacciones integrales, el espacio tendrá capacidad para alojar a 60 chicos.

Yedlin, explicó que “serán pequeños departamentos para que los hermanos puedan vivir juntos el tiempo que tengan que estar con nosotros, porque el objetivo es que los chicos vuelvan con sus familias”. 

Fuente: Secretaría de Comunicación Pública. 


Recomienda esta nota: