15ºC H 74%
Martes 22.05.2018
27/04/2018

Googleadas

AUTOS

La restauración del Torino que usará Horacio Pagani: la obra de Ricardo Zeziola

Es el mayor artesano especializado en la restauración de IKA Torino en la Argentina.
Ampliar (1 fotos)

Foto: Autoblog

Ricardo Zeziola es el mayor artesano especializado en la restauración de IKA Torino en la Argentina. Junto al preparador Oreste Berta, construyó hace cuatro años la réplica del Torino Número 3 de Nürburgring, que compró Horacio Pagani, el constructor argentino radicado en Italia (padre de los Huayra y Zonda). La historia de ese auto se publicó acá.

Ahora, Pagani y Zeziola exhibirán en una serie de eventos en Europa otro Torino, restaurado por completo en la Argentina. Berta, una vez más, aportó su aprobación final.

Se trata de una coupé 380W, cuya foto embarcando rumbo a Europa se publicó esta semana en Autoblog (ver nota).

Ahora Zeziola eligió a Autoblog para mostrar el proceso completo de restauración de este Torino. Nunca se hizo antes un trabajo de recuperación tan minucioso sobre el famoso auto argentino. Tampoco nunca antes se mostró todo el proceso artesanal, con este nivel de detalle.

Ricardo Zeziola lo explicó con sus propias palabras:

* “Después de terminar la construcción del Torino para Horacio, la réplica de la Número 3, y ya habiendo participado en las Mil Millas 2014 junto a Oreste Berta, al regreso me entusiasmé de tal forma que traté de concretar la compra de una 380W, que teníamos ubicada en Mendoza. La idea era, en principio hacer una réplica como la de Nürburgring. Hasta que la desarmamos y la pelamos”.

* “Era una locura cortarla y modificarla, porque su estado original era excelente. Escuché a mi amigo Emilio Ramírez y seguí sus consejos: decidí dejarla original. La pelamos y arrancamos con la chapa en el taller de Rubén García“.

* “Siguió la parte de pintura, con Osvaldo Rudi. Mientras tanto, en el taller de Hugo Narváez se realizaba la preparación de la parte de suspensión y diferencial. La Rectificadora RG, en San Martín, se ocupó del motor. En el armado total del Torino contamos con la excelente mano de obra de Leonardo Panebianco“.

* “Luego llegó Autoclasica, con la premiación. El broche de oro de todo el trabajo de tres años y tres meses, realmente quería que fuera obsevado por el padre de la criatura, el señor Oreste Berta. Para esto, se coordinó una fecha y se logró el objetivo de su aprobación. A todo el grupo que trabajó nos llenó de una inmensa alegría”.

* “Luego de terminar el auto, el segundo deseo era llevarlo a Europa, para tratar de participar en eventos de clásicos como el de Villa D’Este, girar en el circuito de Montecarlo y otros en los que se pueda participar, con el deseo de estar acompañado por Horacio Pagani en algún evento de los que realiza con sus autos.

* “No hay que olvidarse que el Torino es también obra de Pininfarina y será muy agradable que los amantes de los clásicos puedan apreciarlo, después de 50 años de su creación. Con mucho gusto les enviaré información de lo que surja”.

Fuente: Autoblog
Recomienda esta nota: