15ºC H 76
Miércoles 23.10.2019
12/10/2019

Tecno

PRODUCCIÓN

La industria tucumana es modelo en certificaciones de calidad

Tucumán fue sede del Tour Global Gap 2019.

Limón, arándano, frutilla, hortalizas y caña de azúcar. Estos son algunos de los productos del terruño tucumano que se exportan a los supermercados del mundo gracias al cumplimiento de las normativas Global Gap. Certificación que valida la inocuidad alimentaria y la sustentabilidad de las producciones agroganaderas en más de 135 países.

Motivo por el que Tucumán fue elegida para celebrar nuevamente el Tour Global Gap 2019. Hecho que se concretó el 8 de octubre en el hotel Hilton Garden Inn Tucuman. Una oportunidad en la que las empresas del sector agrícola obtuvieron nuevas herramientas que les permitan escalar con sus actividades comerciales hacia un nivel superior. El IDEP Tucumán (Instituto de Desarrollo Productivo), junto con la firma Global GAP, fueron los anfitriones de este encuentro que se realizó en la provincia en 2013.

¿Qué es Global Gap?

Es una norma internacional orientada a la inocuidad alimentaria y a la sustentabilidad. Su certificación es la más aceptada por productores y minoristas de todo el mundo en materia de buenas prácticas agrícolas. En la actualidad, más de 200.000 productores cuentan con el aval de la norma, lo cual les proporciona acceso a los mercados de exportación de 135 países alrededor del mundo. En la Argentina, más de 600 empresas ya cuentan con la certificación internacional.

Durante la primera jornada se desarrollaron exposiciones de especialistas que abordaron  temáticas vinculadas con las mejoras en la gestión productiva a partir de la norma Global Gap, la sustentabilidad del sector agrícola, los procesos de certificación y la inocuidad de los alimentos. Hoy se desarrolló la conferencia de Flavio Alzueta, vicepresidente y director de marketing de Global Gap, cuya exposición se tituló “Argentina y tendencias del mercado”. También hubo conferencias sobre buenas prácticas ganaderas y sobre las ventajas de las herramientas de trazabilidad y de software.

El titular del Idep, Dirk Trotteyn, dijo que esta jornada convocó 170 participantes del sector productivo e industrial local, de provincias y países vecinos: “los referentes mundiales de Global Gap y de la sección de compras de los supermercados disertaron sobre las tendencias en el consumo de productos alimenticios, acuícolas, ganaderos y frutícola, vinculadas a las normativas de calidad y consumo”.

En cuanto a su importancia para los productores tucumanos, señaló que el marco normativo, la sustentabilidad, preservación del medio ambiente y la seguridad de los trabajadores es el pasaporte para ingresar a los mercados de la Unión Europea y resto del mundo: “es una tendencia mundial de consumo. Los consumidores le prestamos cada vez más atención a este aspecto: respetar la salud del ser humano, cuidar los recursos involucrados en los procesos productivos y la seguridad de los trabajadores que se desempeñan en el ámbito productivo”.

Actualmente, en Tucumán hay más de 40 mil hectáreas certificadas de limón y arándanos. También se desarrolló la norma Local Gap, específica para el sector azucarero, que busca evitar la quema de cañaverales con la cosecha en verde.

“Es importante que nosotros, como consumidores, a la hora de elegir un alimento preservemos cuestiones ambientales, sustentables y que cumpla con su principal rol que es alimentar y cuidar la salud”, señaló.

Tucumán es referente en Global Gap

Alzueta explicó que el Tour Global Gap se realiza cada dos años, es un encuentro que se hace para acercar la certificación a los mercados y que tiene el propósito de informar lo que está pasando en el mundo.

 “Global Gap es una organización sin fines de lucro que nació hace 20 años por iniciativa de los supermercados europeos que hoy se extiende a cadenas como Wal-Mart en EEUU o Cencosud en Latinoamérica. Desarrollamos estándares científicos para reducir los riesgos en la fase de producción alimentaria”, declaró.

El especialista dijo que “Tucumán es líder en limones. Casi toda su producción está certificada. Son innovadores en este aspecto. Esta provincia tiene un montón de cosas para que otras regiones traten de imitar. El empresario es muy responsable y comprometido con lo que hace. Es una reputación que tiene Tucumán afuera. Cada vez que hablás con una compañía de gaseosas saben que los limones vienen de Tucumán o de Murcia (España). Ellos conoce la calidad del producto”.

¿Qué certifica Global Gap?


  • Inocuidad alimentaria
  • Contaminación microbiológica
  • Seguridad laboral
  • Cuidado del medio ambiente
  • Trazabilidad y procedencia del producto


“Si un productor no está certificado, los compradores prefieren no recibir el producto para no correr riesgos”, comentó.

En representación del Ministerio de Desarrollo Productivo, estuvo la secretaria de Estado de Coordinación y Control de Gestión, Erika Zain El Din, que explicó: “es un modo de certificación mundial de los alimentos para ingresar a mercados muy competitivos. Esto incluye la colocación de una marca en los productos para que los consumidores la puedan elegir en sus lugares de compra. Es una reafirmación del camino de la calidad que nos puso como premisa el gobernador, Juan Manzur”.

Entre los cultivos certificados en Tucumán, dijo la funcionaria provincial, se encuentran los frutales, jugos de frutas, hortalizas y la caña de azúcar, con una experiencia de 3.000 hectáreas con cosecha en verde, libre de quema.

Empresarios tucumanos interesados

María Victoria Seleme, directora de la citrícola Veracruz, señaló: “los mercados externos están cada vez más exigentes y Global Gap es una norma muy importante que es requisito de los clientes y los supermercados. Sin la certificación es imposible ingresar a los supermercados del mundo”.

La empresa tucumana exporta a 72 países, con una venta diversificada que incluye 105 clientes: “cada vez son más las exigencias y eso nos ayuda como productores y empacadores a hacer mejor las cosas. Estamos exportando a Estados Unidos y por lo cual estamos certificando normas de calidad”.

Recorridos en los campos

En la segunda jornada del Tour Global GAP, que se realizó al otro día, 9 de octubre, donde hubo visitas a instalaciones productivas. El primer recorrido de los asistentes fue en la empresa Tierra de Arándanos, ubicada en la localidad de Monteros. En paralelo, se desarrolló otra visita a la planta de producción y a las plantaciones de la citrícola local Citrusvil.


Recomienda esta nota: